ENTRENAMIENTO Y FITNESS

Temperatura metabolismo basal

Vertical shot of a male pouring milk into a glass of coffee «Aunque su dieta siga siendo la misma, su metabolismo se ralentiza ante la pérdida de masa muscular y el acumulo de grasa», señala. Los participantes que cargaron los chalecos más pesados son los que perdieron más peso y grasa corporal, sin modificar su masa libre de grasa en comparación con los que emplearon los chalecos menos pesados. El estudio se conformó por un número reducido de personas con obesidad leve (definida por IMC de entre 30 y 35) a los cuales se les incrementó el peso artificialmente al colocarles chalecos lastrados con carga alta de un 11% del peso corporal y carga ligera, de un 1% del peso corporal. Basándose en estudios previos realizado en roedores que señalaban la existencia de un gravitostato o especie de “báscula interna” que nos ayuda a mantener estable el peso corporal, investigadores evaluaron el efecto de llevar chalecos lastrados en personas obesas. Los resultados señalan que la carga artificial puede ser de utilidad para bajar de peso, lo cual valida la hipótesis de los investigadores y permite concluir que existe un gravitostato o especie de “báscula interna” que nos ayuda a regular el peso corporal considerando exclusivamente lo que pesamos.

Metabolismo Celular Imagenes

Esta “báscula interna” intentaría que perdamos kilos cuando subimos de peso o pesamos más y quizá, al revés, cuando perdemos mucho peso contribuiría a su no modificación o aumento. Pero más allá de hormonas y procesos metabólicos, al parecer el cuerpo puede regular el peso corporal sólo considerando los kilos que pesamos, según un nuevo estudio.

Todo esto nos aproxima a la idea acertada de que nuestro cuerpo regula de diferentes formas el peso corporal y los kilos que se movilizan, independientemente de hormonas como la leptina. Y a esto hay que sumar que en el caso concreto de las mujeres los cambios hormonales relacionados con la menopausia, que suelen aparecer en torno a los 50 años, llevan a una mayor acumulación de grasa en la zona abdominal, más difícil de eliminar y también más peligrosa en cuestiones de salud.

En concreto, el organismo gasta en torno al 20 o el 30% de las calorías que aportan las proteínas en digerir éstas, en comparación al 5 o 15% que necesita para procesar la grasa o los carbohidratos», argumenta Amaro. Si a lo largo del día se consumen pequeños aperitivos saludables entre comidas (un puñado de frutos secos como almendras o nueces, una pieza de fruta, un yogur) se evita pasar hambre, se consumen menos calorías en la siguiente comida y se mantiene activo el metabolismo, si bien la Dra. Amaro aclara que esto no tiene por qué funcionar a todo el mundo.

Dieta Líquida Clara

Mientras que a algunas personas les viene bien hacer 5-6 comidas diarias a otros les vendrá mejor lo contrario, es decir, menos comidas al día. Además del incremento de proteínas, existen determinados nutrientes que pueden contribuir a acelerar el metabolismo, si bien la experta aclara que su consumo debe ser guiado por un profesional y que los consejos deben tomarse con cautela. La falta de actividad física ha hecho que perdamos masa muscular, el aumento en el consumo de carbohidratos (alimentos con harinas refinadas y azúcares, sobre todo) y con grasas saturadas ha aumentado los niveles de grasa corporal y el descontrol de horarios de sueño y vigilia ha provocado un cansancio permanente. El entrenamiento de fuerza, destinado a aumentar la masa muscular, es igual de importante para adelgazar (o más) que el entrenamiento aeróbico que se hace cuando se corre, se monta en bicicleta o se nada, según explica Amaro.

  1. ½ taza de nueces picadas (50 g)
  2. La creatina puede optimizar el aumento de masa muscular
  3. ¿Lo recomendable es comer poco y a menudo
  4. Carne de res
  5. Desayuna algo nutritivo todos los días
  6. The curl up
  7. No sabemos seguir en caso de estancamiento

«Muchos atletas toman varias tazas de café antes de competir, ya que la cafeína aumenta los niveles de adrenalina. En lo que respecta al metabolismo, el café es una de las pocas sustancias naturales que lo aceleran, además de ser un gran aliado si se practica ejercicio. Las personas que han sometido muchas veces a su organismos a una dieta pobre en calorías suelen tener, según explica la Dra. Amaro un metabolismo ralentizado, pues, de alguna manera, han puesto al cuerpo en estado de «alerta» contribuyendo así a que el cuerpo se centre en crear depósitos de energía (casi siempre de grasa) para compensar el hecho de que no esté recibeindo los nutrientes necesarios ni las calorías mínimas para realizar las funciones orgánicas básicas.

Sin embargo, la experta insiste en que el consumo de cafeína debe realizarse con un riguroso control médico, pues las personas con diversas patologías cardiovasculares no pueden abusar de esta sustancia. El componente activo que da el picante a estos alimentos es el encargado de disminuir los lípidos corporales mediante un mecanismo que motiva la muerte de las células grasas inmaduras, por lo que, según comenta la Dra. Amaro, su consumo podría ayudar a adelgazar. Todo esto conlleva una menor actividad, un metabolismo ralentizado y una falta de control a la hora de ingerir alimentos lo que conduce, con toda probabilidad al aumento de peso. «Pero este aumento debe ser seguido bajo estricto control médico porque un exceso en la ingesta de proteínas puede tener un efecto perjudicial para el organismo atacando a la función renal y hepática», aclara. Lo que sí podría señalarse como una norma común es que a la hora de elaborar la dieta se deben priorizar las proteínas frente a los carbohidratos.

El metabolismo basal es, según explica, la energía que necesita una persona estando en reposo, sin realizar ninguna actividad física, es decir, las calorías mínimas necesarias para que esa persona realice una actividad básica diaria y los procesos vitales del organismo (dormir, respirar, pensar, que la sangre circule, realizar la digestión, mantenerse caliente cuando hace frío…….). En general, el metabolismo basal disminuye a partir de los 40 años, pero según revela la Dra. Metabolismo de las grasas resumen . Amaro existen, además de la edad, otros factores que influyen en él, como la genética, el tamaño del cuerpo (cuanto mayor es, mayor gasto de energía se produce), el sexo (los hombres tienen más masa muscular y por tanto queman más calorías), la composición corporal (si se tiene más masa muscular más calorías se quemarán incluso en reposo) y, por último, los hábitos alimenticios y deportivos. El aumento de proteínas contribuye a la formación del músculo y esa mayor masa muscular hace a su vez que se acelere el metabolismo.